Si no tenemos idea de qué es el enriquecimiento ambiental, es posible que nos imaginemos que se trata de decorar el entorno de un animal en cautividad para hacerlo sentir como en casa, ¿verdad? En realidad, el enriquecimiento ambiental va mucho más allá y resulta indispensable en el desarrollo y bienestar de un animal en cautividad. ¿Quieres descubrir por qué el enriquecimiento ambiental es tan importante? Te lo contamos.

Qué es el enriquecimiento ambiental y por qué los animales lo necesitan

Un animal que se encuentra en libertad se enfrenta a múltiples retos cada día que lo mantienen muy ocupado: encontrar comida, defenderse de depredadores, interactuar con otras especies, construir un refugio, enfrentarse a dificultades meteorológicas, etc. Cuando estos animales se encuentran en cautividad, la mayoría de estas necesidades están ya resueltas y, por lo tanto, cambian sus condiciones de desarrollo y dejan de comportarse como lo harían en su estado natural, lo que puede conducir a varias patologías y conductas anormales en su especie. Precisamente, el enriquecimiento ambiental consiste en proporcionar al animal una serie de estímulos que pongan a prueba sus sentidos y su intelecto para que desarrolle sus habilidades y comportamientos similares a los que tendría en su estado natural.

Tipos de enriquecimiento ambiental

Existen multitud de tácticas y procedimientos de enriquecimiento ambiental que se pueden aplicar en los parques y zoológicos. A grandes rasgos, estas son las diferentes clases de enriquecimiento ambiental:

Sensorial: estímulos para los sentidos de los animales, que pueden ser tanto visuales, como olfativos, táctiles, gustativos o auditivos. Hace poco, por ejemplo, tuvimos la oportunidad de realizar un taller de enriquecimiento ambiental en Faunia, donde ofrecimos cebollas crudas a monos capuchinos, que tuvieron que trocearlas para poder frotárselas mejor por el pelaje, ya que los compuestos que desprenden las cebollas se cree que les ofrecen protección frente a insectos.

enriquecimiento ambiental qué es chimpancés

Alimentación: en el caso de la alimentación, el enriquecimiento ambiental suele consistir en presentar la comida de manera que plantee pequeños retos que los animales tendrán que resolver: escondidos dentro de objetos que hacen más difícil su acceso, colocarlos dentro de dispositivos en movimiento para que simulen presas, alimentos que les obliguen a una manipulación antes de comerlo, como puede ser un fruto seco, una fruta sin pelar. También puede consistir en presentar alimentos de forma no habitual, como por ejemplo congelado en forma de “polos” de fruta o de “pescado” para que tengan que manipular el alimento y a la vez presente una textura muy diferente que tengan que explorar antes de ingerir.

Lúdico / Cognitivo: consiste en introducción de elementos como pelotas, globos o “juguetes” que les harán pasar un rato divertido interactuando con los elementos. También pueden consistir en elementos como por ejemplo termiteros artificiales que los primates tendrán que pensar y trabajar a nivel cognitivo para encontrar la manera de acceder al premio, que suele ser una papilla de frutas.

Estructural: trata de añadir retos o juegos para hacer más interesantes las instalaciones de los animales, como introducir hamacas, ruedas, cuestas, rampas, niveles o estructuras para trepar.

qué es enriquecimiento ambiental estructural gorilas

Social: consiste en dar la oportunidad al animal de interactuar con diferentes individuos de su especie o de otras especies para recrear situaciones que podrían darse dentro de su entorno en libertad.

Entrenamiento: este tipo de enriquecimiento ambiental consiste en crear una serie de vínculos entre cuidador y animal para mejorar su comunicación, lo que les ayuda en el manejo diario y en el manejo voluntario para procedimientos veterinarios.

Tan importante es el enriquecimiento ambiental como su evaluación

Una parte fundamental del enriquecimiento ambiental es evaluar qué impacto tiene en el animal al que lo estamos aplicando. Para evaluar el éxito de este enriquecimiento ambiental, deberemos observar cuidadosamente sus reacciones para identificar si desarrolla comportamientos similares al etograma de su especie, identificar cuáles de los diferentes tipos de enriquecimiento lo motivan más y cómo afecta a su bienestar en términos de salud física y psicológica. También se puede evaluar el estado o el estrés que presenta un animal por los niveles y las fluctuaciones de algunas hormonas como el cortisol, etc. todo esto, de forma conjunta con los etogramas y otros procedimientos.

Si tienes una mascota, también sería importante que trates de aplicar algún tipo de enriquecimiento ambiental dentro de su vida diaria mediante juegos o estímulos que sepas que le gustan. Todo lo que sean retos para su desarrollo, mejorarán su calidad de vida tanto a nivel físico como emocional.

Si quieres conocer más ejemplos de enriquecimiento ambiental, no te pierdas nuestro post sobre San Valentín en Safari Madrid y el Día Internacional del tigre.

¿Te interesaría aprenderlo todo sobre el enriquecimiento ambiental y cómo aplicarlo en diversas especies? En IDEA contamos con varios cursos en los que puedes formarte en esta especialidad, como son nuestro curso en etología (Comportamiento animal), Técnico en Recuperación y Rehabilitación de Fauna Salvaje, o también en cursos concretos como el curso de Experto en Primates o Especialista en Aves Exóticas. Si quieres descubrir todos los cursos que te ofrece IDEA, haz clic en este enlace.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *